Las empresas, la mayoría pymes, reclaman medidas económicas para asegurar la vuelta paulatina a la actividad


LA VANGUARDIA - Málaga, 26 de Abril de 2020


La crisis del coronavirus ha sorprendido a las empresas de alquiler de coches con una importante inversión hecha para afrontar la temporada turística alta en Andalucía, que reclaman ERTE más flexibles y una bajada del IVA del 21 al 10 por ciento para asegurar su "supervivencia".

El presidente de la Asociación Empresarial de Coches de Alquiler de Andalucía (AECA), Félix Pinar, ha manifestado a Efe que la crisis ha impactado de lleno en este sector por su dependencia del turismo, que explica que el grueso de estas empresas estén radicadas en Málaga, donde está el principal aeropuerto de la región.

Las empresas, la mayoría pymes, reclaman medidas económicas para asegurar la vuelta paulatina a la actividad, a la espera de que se establezca el calendario de desescalada y el protocolo de medidas higiénicas para los vehículos y zonas de atención al cliente.

Pinar ha reclamado que los expedientes temporales de regulación de empleo sean más flexibles, de manera que permitan la reincorporación gradual de trabajadores "y no el cien por cien" de la plantilla una vez que se levante el confinamiento.

De esta manera, se puede "aprovechar para que despegue progresivamente la actividad", de forma que las empresas no se vean "forzadas a tener una estructura que no se corresponde con la facturación", que ha caído un 98 por ciento en el sector.

También demanda "más rapidez y eficacia" en la concesión de préstamos ICO, que deben ir destinados a que las empresas tengan liquidez, y "no a pagar obligaciones ya contraídas".

Asimismo, ha pedido "sensibilidad" a las entidades bancarias, para que otorguen una carencia de 12 meses para alargar la deuda, un "oxígeno" necesario para las empresas que habían acometido importantes inversiones para prepararse para la temporada alta.

A este respecto, ha explicado que la actividad turística en enero y febrero hacía presagiar un buen año turístico, por lo que muchas empresas "se habían preparado" para la Semana Santa y el verano con "carga" de vehículos y personal; "si esto hubiera sido a final de verano, nos pilla de otra forma".

El colectivo solicita una bajada del IVA del 21 al 10 por ciento, una reivindicación del sector desde hace varios años que, en esta crisis, podría ayudar a "reactivar" el sector y "poder competir", ha defendido.

En cuanto a las perspectivas de recuperación, Pinar ha dicho que "no son muy halagüeñas. Hay que ser positivo, pero también realista" porque "el volumen -ha subrayado- que teníamos antes no va a venir, pero al menos que podamos salvar el año". EFE


Ver el artículo completo en LA VANGUARDIA


Fuente:

LA VANGUARDIA

Compartir esta noticia

Utilizamos cookies para obtener datos estadísticos de su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su instalación y uso. Más información